(Escrito por La República)

InfoRED, 26 de marzo.- Ante la denuncia de los representantes de la comunidad campesina La Unión, ubicada en el distrito de Sexi - Corral Viejo, en la provincia de Santa Cruz, región Cajamarca, de haber sido estafados por directivos de la empresa minera Troy SAC.
Quienes además de haberles invadido más de 9 mil hectáreas de tierra han logrado los permisos para explorar su territorio con documentación falsificada, Elmer Burga Mundaca, representante de la Asociación Protectora de la Vida (Asoprovida), advirtió que esta institución minera también viene contaminando el medio ambiente.
 
El especialista detalló que minera Troy SAC realiza exploraciones mediante socavones, situación que resulta contaminante porque al presentarse precipitaciones pluviales (fenómeno constante en la serranía).
Las pequeñas partículas de mineral que quedan esparcidas en los cerros –debido al tipo de exploración– son arrastradas por el agua hasta la quebrada Cirato, que a su vez deposita las aguas en el río Chancay.
Asimismo señaló que según el terreno que viene explorando Troy SAC, el mismo que ascienden a nueve mil hectáreas de tierra, los permisos con los que debe contar esta institución deben ser otorgados por el Ministerio de Energía y Minas y no por la Dirección de Energía y Minas del Gobierno Regional de Cajamarca.
"Hasta el momento el accionar de Troy SAC, en la jurisdicción del distrito de Sexi, deja mucho que desear. No es posible que se permita tanto atropello en contra de los pobladores de la zona. Las autoridades deben tomar cartas en el asunto y finiquitar esta problemática", finalizó.
«»Minera Troy SAC estafó a 600 comuneros de Sexi en Santa Cruz – Cajamarca.
Poder Judicial determinó que documentos de minera son fraudulentos y campesinos denuncian invasión de tierras.
Representantes de aproximadamente 600 integrantes de la comunidad campesina La Unión, ubicada en distrito de Sexi – Corral Viejo, en la provincia de Santa Cruz, región Cajamarca, denunciaron haber sido estafados por los representantes de la empresa minera Troy SAC.
Quienes además de haberles invadido más de 9 mil hectáreas de tierra, han logrado los permisos para explorar su territorio con documentación falsificada y se han burlado de todo el pueblo de la zona.
Este caso se inició en el 2010, año en el que los representantes de la minera Troy SAC mediante un convenio falsificado de suministro de agua, supuestamente firmado con la Municipalidad Distrital de La Victoria en la región Lambayeque, logran obtener los permisos necesarios de la Dirección de Energía y Minas del Gobierno Regional de Cajamarca.
Para realizar trabajos de exploración minera en la zona, documentos con los cuales viene operando hasta la actualidad.
Los representantes de los comuneros de la zona, al conocer de la falsificación de documentos que habían ejecutado los directivos de la minera Troy SAC, entablaron un proceso judicial para que se determinen los hechos y se anulen los permisos otorgados a la referida empresa.
Y ante esta situación el Cuarto Juzgado de Investigación Preparatoria de Lambayeque determinó que el convenio de agua era fraudulento.
Al comprobarse la falsificación de documentos, los permisos obtenidos por la mencionada institución avalándose en este convenio, deberían quedar anulados, pues se ha comprobado que la minera Troy SAC se habría burlado de la buena fe de los funcionarios de la Dirección de Energía y Minas de la región Cajamarca.
Rubén Ramírez Mateo, representante legal de la comunidad campesina La Unión, detalló que con el fraudulento convenio los directivos de Troy SAC, obtuvieron mediante dos resoluciones otorgadas por la Dirección de Energía y Minas de Cajamarca, la Declaratoria de Impacto Ambiental (Procedimientos del trabajo a realizar) y el Plan de Minado (Autorización Extractiva), en menos de diez días en el año 2010.
«»Nulidad de procesos.
Ante esta situación, el 10 de marzo los comuneros de La Unión han tramitado ante la región Cajamarca la nulidad de las resoluciones, puesto que ambas fueron tramitadas con documentación fraudulenta.
Tal como ha dejado sentenciado el Poder Judicial de Lambayeque, y el retiro inmediato de minera Troy SAC de sus campos de cultivo, pues han sido catalogados como empresa no grata.
Este problema es a consecuencia de que -en su momento- la comunidad campesina le arrendó a la minera la superficie de dos mil hectáreas de tierra para el uso de carretera hacia el campamento de la empresa.
Pero a los pocos meses Troy SAC terminó invadiendo nueve mil hectáreas de tierra de los campesinos y realizando exploraciones mineras, situación que colinda con la ilegalidad y el atropello de los derechos de esta población.
"Nosotros no estamos en contra de la actividad minera en nuestra jurisdicción, es más, consideramos que estas empresas pueden traer progreso y desarrollo a nuestra población.
Pero la forma como está actuando Troy SAC deja mucho que desear y solo ha perjudicado al pueblo, pues ha estafado a toda la comunidad aprovechándose de la buena voluntad de los comuneros", acotó Ramírez Mateo, quien dijo que seguirán luchando.
«»Se retiró a balazos...
Rubén Ramírez Mateo, representante legal de los comuneros, también manifestó que el 26 de febrero pactaron una reunión con Juan Rodríguez Rondoy, representante y jefe de proyecto de la minera Troy SAC.
Pero éste al verse acorralado con los cuestionamientos y sin saber qué responder, decidió retirarse del lugar abriéndose paso a balazos en medio de sus hombres de seguridad y ante la mirada atónita de las autoridades de la zona y hasta de algunos congresistas que llegaron a la reunión.
Por otro lado, Ery Gamarra León, representante de la constructora Minería y Construcciones Cristo Rey, manifestó que Juan Rodríguez Rondoy le adeuda 287 mil soles de la carretera que ejecutó en las tierras de la comunidad La Unión.
http://www.conflictosmineros.net/contenidos/19/16323