Prensa Indigena Inicio

  • 00Esteban.jpeg
  • Dere15.jpg
  • Pug10.jpg
  • Unpa7.jpg
  • Cua20.jpeg
  • Lajus5Jl.jpg
  • Char8.png
  • Pal44.jpg
  • Otros1420.png
  • Confi6b.jpg
  • Fes5.jpg
  • Tra7.jpg
  • Setra84.png
  • Entre221.png
  • Des8.png
  • Convo6a.jpg
  • Con5a.jpg
  • Ale2.jpg
  • Laref72.png
  • Hai8c.jpeg
Servindi, 6 de julio, 2021.- Consternación y dolor viene causando el fallecimiento de Javier Quique Shimbu, llamado "Wike" de cariño, sabio indígena del pueblo Harakbut. De más de 90 años de edad, Javier Quique Shimbu fue poseedor de una historia extraordinaria de vida pasando de un periodo autónomo en islamiento de la comunidad nacional, hasta su contacto por la misión dominica.
El Ejecutor del Contrato de Administración de la Reserva Comunal Amarakaeri (ECA-RCA) compartió por las redes sociales una tarjeta necrológica en la que destaca que fue uno de los fundadores de la comunidad nativa San José de Karene.
Además, Quique Shimbu fue un luchador por el respeto del territorio ancestral del pueblo Harakbut y la creación de la Reserva Comunal Amarakaeri.
Una nota del Consejo Harakbut Yine Machiguenga (Coharyima) destaca que Wike sobrevivió al contacto con un nuevo mundo, a enfermedades tan mortales como la gripe, a las luchas entre grupos étnicos.
Javier Quique nació en los territorios de la Reserva Comunal Amarakaeri, y fue trasladado por los dominicos a la misión Shintuya.
Allí tuvo su familia, pero los problemas y las luchas con otros grupos harakbut como los wachiperis, lo obligaron a huir.
Después de recorrer por días en canoa llegó al Pilar. Luego, en su afán aventurero se trasladó a Quincemil con su familia, entre estos sus dos hijos, de 8 años y otro de días de nacido.
Según relata Coharyima Wike bajó por el río Pukiri hasta Puerto Alegre donde escuchó sobre el territorio de lo que hoy es San José de Karene, lugar donde los misioneros lanzaban víveres, hachas, etc. Entonces, pensó que éste era el paraíso donde podía establecerse con su familia.
Al enterarse, sus cuñados preocupados porque Víctor estaba solo con su familia, fueron hasta San José y retornaron con él a Shintuya.
Allí el sabio reunió a la comunidad y les informó lo que había visto y las bondades que ofrecía el territorio, pero les pidió que no dijeran nada a los wachiperi.
Aprovechando una noche, las familias se subieron a sus canoas dejando atrás sus casas y animales. Bajaron por el río Madre de Dios y luego subieron por el Colorado llegando después de días de viaje hasta su nuevo hogar: San José de Karene.
Que en paz descanses hermano Javier a nombre de tus hijos Isaías, Alejandro, Marcos, tus nietos, demás familiares y de todo el movimiento indígena, culmina la nota de Coharyima recogida de su nieto Francis Quique.
https://www.servindi.org/06/07/2021/lamentan-perdida-de-wike-sabio-indigena-harakbut <>