Prensa Indigena Inicio

  • Jos4.jpg
  • 00Lamafia.png
  • Denu12.jpg
  • Eldi23a.jpg
  • Com31.png
  • Unvi26.jpg
  • Ra18d.jpg
  • Unam20.jpg
  • Laju8.jpg
  • Falla5.jpeg
  • Ata24b.jpg
  • Res5b.jpg
  • Astu1a.jpg
  • Cear3.jpg
  • Una5a.jpg
  • Gol2b.jpg
  • Casi5.png
  • Tres10b.png
  • Tal8.jpg
  • 2mil-20.jpg

(Por Ana Lilia Pacheco Bautista)

Tomado de La Minuta, 16 de febrero e 2020.- Exigieron a las autoridades que actúen contra los feminicidas. Yadira, Minerva, María Citlali y Marisol son algunas víctimas de feminicidio que la tarde de ayer fueron recordadas y mencionadas en la marcha convocada por un grupo de feministas oaxaqueñas.
El Parque Juárez “El Llano” fue el punto de reunión de alrededor de cien mujeres, entre jóvenes y madres de familia, quienes alzaron la voz y exigieron justicia para Ingrid Escamilla, cuya noticia de su asesinato se dio a conocer el pasado 10 de febrero.
Poco después de las 16:00 horas, con paliacates verdes y morados, rostros cubiertos con máscaras y pasamontañas, las mujeres comenzaron a caminar…
Por la calle de avenida Juárez y su primera parada fue la Casa Oficial donde enlistaron a oaxaqueñas que han sido asesinadas en los dos primeros meses de 2020.
Ahí mismo, algunas jóvenes expusieron su experiencias de acoso que han sufrido en la escuela por parte de profesores.
“¡No estás sola, no estás sola!” corearon al unísono las mujeres para denunciar experiencias similares ante las que algunas rompieron en llanto.
Las mujeres caminaron por avenida Juárez llevando paliacates verdes y morados y los rostros cubiertos con máscaras y pasamontañas.
Con palos, las mujeres golpearon la puerta de la Casa Oficial mientras señalaban de cómplice al Gobernador, pues señalaron que aún no hay justicia para María Elena Ríos, quien fue rociada con ácido el pasado 9 de septiembre en Huajuapan de León.
<>Madres, jóvenes y amigas.
Madres amamantando y con hijos en brazos caminaron por las calles de la ciudad para exigir un mejor futuro para sus hijos, sin violencia, sobre todo para las mujeres.
“Yo tengo dos hijas y me da miedo por ellas, además los hechos que han ocurrido recientemente me hacen llorar; me daba miedo venir, pero encontré que aquí todas nos protegemos”, platica una de las asistentes.
Durante la marcha, las jóvenes se detuvieron en universidades, iglesias y oficinas de gobierno para gritar consignas y realizar pintas en las que hicieron señalamientos de acoso, violaciones y falta de justicia por parte de las autoridades.
Al pasar el contingente por las calles de Hidalgo e Independencia, un par de mujeres en automóviles hicieron sonar sus cláxones y alzaron su puño en señal de apoyo a la marcha.
Además, participantes del contingente regalaron un folleto en el que se exponen a diversos agresores o cómplices de agresores entre los que figuran profesores, abogados, doctores, dirigentes de movimientos y sacerdotes oaxaqueños, esto a las personas que salían de sus casas para presenciar la marcha.
<>Fiscalía, el destino de la marcha.
Al arribar a las oficinas de la Fiscalía General del Estado de Oaxaca, ubicada en la calle Armenta y López, en el Centro Histórico, las mujeres quemaron papeles en la puerta del recinto, además de realizar pintas en los que se leía el nombre de Ingrid.
Ahí mismo ofrecieron un discurso en el que expresaron “su coraje, miedo y dolor tras ver en las redes sociales la imagen de Ingrid”.
Denunciaron que aún no hay justicia para María Elena Ríos, atacada con ácido.
“Hoy, quienes estamos aquí, mujeres diversas, feministas y no feministas. Venimos a honrar su nombre y el de todas mujeres que han sido silenciadas con un feminicidio”, expusieron.
Lamentaron que hasta el momento son 402 mujeres asesinadas en la administración estatal, “lo que expresa el abandono de un gobernador omiso y cómplice”.
“No nos cansaremos de venir a exigir que hagan bien su trabajo, estamos hartas de la incapacidad, simulación y desfachatez con la que actúan”, reclamaron.
Asimismo, solicitaron a las participantes compartir para hacer visible el caso de una joven que fue apuñalada 9 veces el pasado 15 de agosto de 2019 y cuya expareja quedó en libertad, pues el juez consideró que el atacante no quería matarla debido a que no fue consciente de sus actos.
Al finalizar la protesta, las mujeres dejaron pancartas, flores y veladoras en las bardas del lugar.
“Queremos que la ciudadanía se dé cuenta de que nos están matando, que ya no podemos estar seguras. No podemos vestirnos como queremos ni salir a las calles a gusto porque nos violentan los hombres”, expuso Fátima Pérez, una de las participantes.
Finalmente, se dijo contenta de la marcha, pues cada vez son más mujeres las que se unen y alzan la voz, por lo que advirtió: “ya no nos vamos a callar; tienen miedo de que estamos exponiendo las agresiones que sufrimos”.
https://www.nvinoticias.com/nota/138322/urgen-parar-feminicidios-durante-marcha <>