(Por La Redacción)

Padres de los 43 protestan en la Autopista del Sol. Foto: José Luis de la Cruz.
Ciudad de México, 26 de septiembre (apro).- La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) subrayó este martes su exigencia de “verdad, justicia y reparación” en el caso Ayotzinapa, “para que no haya olvido ni impunidad”.
De igual manera, advirtió que mantiene abierta su investigación para determinar violaciones a derechos humanos, y demandó a la autoridad que en su indagatoria considere todos los aspectos sustentados en elementos objetivos y científicos, y no la dé por concluida hasta esclarecer el destino de los normalistas desaparecidos.
A tres años de ocurridos los hechos relacionados con la desaparición de 43 normalistas en Iguala, Guerrero, apuntó, las víctimas y sus familiares aún no encuentran las respuestas que buscan.
En ese sentido, refrendó su compromiso con las víctimas y familiares de los normalistas, así como con los del colectivo Avispones de Chilpancingo y las víctimas de eventos paralelos.
“Para que estos hechos sean atendidos a cabalidad desde cuatro ejes fundamentales: derecho a la verdad, derecho a la justicia, reparación integral del daño a las víctimas y sus familiares, y las garantías de no repetición”.
En un comunicado, la CNDH recordó que con el fin de preservar y garantizar los derechos humanos de las víctimas que pudieran ser vulnerados de manera irreparable, y para que las autoridades e instancias correspondientes pudieran realizar acciones de manera oportuna, antes de que se volvieran de muy difícil o imposible materialización, en su oportunidad emitió tres reportes.
Detalló que el 23 de julio de 2015 presentó el “Estado de la investigación del caso Iguala”, en el que formuló 32 observaciones y propuestas a diversas autoridades:
26 de ellas a la Procuraduría General de la República (PGR), tres a la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV), dos a la Fiscalía General del estado de Guerrero y una al ayuntamiento municipal de Iguala de la Independencia, Guerrero.
El 14 de abril de 2016, agregó, hizo público el “Reporte de la CNDH en torno a indicios de la participación de la Policía Municipal de Huitzuco y de dos agentes de la Policía Federal en los hechos de la desaparición de normalistas en el Puente del Chipote de Iguala”, en el que dirigió 17 observaciones y propuestas a la PGR.
Posteriormente, el 11 de julio de ese mismo año, difundió el “Reporte de la CNDH en torno a los hechos y circunstancias en las que Julio César Mondragón Fontes, normalista de Ayotzinapa, fue privado de la vida”, en el que planteó cuatro observaciones a la PGR, una a la Fiscalía General del estado de Guerrero y tres a la CEAV.
Puntualizó que los tres reportes contienen un total de 57 observaciones y propuestas a la PGR, CEAV, Fiscalía General del estado y el municipio de Iguala, Guerrero, pero hasta el momento, recalcó, únicamente nueve pueden considerarse totalmente atendidas, 36 en vías de atención y 12 con el estatus de no atendidas.
Sostuvo que tanto las víctimas como la sociedad en general deben conocer la verdad de lo acontecido antes, durante y después de los días 26 y 27 de septiembre de 2014 en el estado de Guerrero.
Lo anterior propiciará la reparación del daño a las víctimas, que los responsables de tales actos respondan de los mismos ante las autoridades competentes y reciban la sanción que corresponda conforme a derecho, puntualizó.
Remató: “A través de la fuerza que le dan la ley, la verdad y la moral, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos continuará sus investigaciones sobre el caso de manera objetiva, exhaustiva y científica en el ámbito de los derechos humanos.
Y estará atenta al avance en el cumplimiento de las observaciones y propuestas que hasta la fecha ha formulado a diversas autoridades federales, estatales y municipales”.
http://www.proceso.com.mx/505061/la-investigacion-ayotzinapa-debe-concluir-esclarecer-destino-los-normalistas-cndh <>