• Loque5.png
  • Movi1a.jpg
  • Lasco43.jpg
  • Elis9.jpg
  • Pode4.jpg
  • Hid11a.png
  • Ava12.jpg
  • Bu2.png
  • Cond3d.jpg
  • Losa6b.jpg
  • Go6a.jpg
  • Nues2.jpg
  • Go6c.jpg
  • Ava17.jpg
  • Mic5a.jpg
  • Enla3.jpg
  • Com17.jpg
  • Thel6.jpeg
  • Ella13.jpg
  • Ni13a.jpeg
Recibido de María Victoria Eraso, corresponsal de Prensa Indígena.org - Roma, 13 de febrero (PL).- Con la presentación, discusión y aprobación de la síntesis de las deliberaciones, concluye hoy aquí el tercer Foro Global de Pueblos Indígenas, convocado por el Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA).
 
Los líderes y representes de comunidades originarias de Asia y el Pacífico, África y América Latina y el Caribe examinarán en la segunda y última jornada del Foro los informes de los tres grupos de trabajo regionales.
El objetivo es perfeccionar el funcionamiento de los mecanismos de asociación con la agencia financiera de las Naciones Unidas, para el diseño e implementación de proyectos.
El empoderamiento económico de los pueblos indígenas, con especial atención a las mujeres y jóvenes, será tema también de análisis en plenario, el cual será presidido por Antonella Cordone, especialista técnica principal en pueblos indígenas y cuestiones tribales, del FIDA.
Como parte del sistema de las Naciones Unidas, ese organismo institucionalizó estos foros de consulta y diálogo con los representantes de los pueblos indígenas a nivel nacional, regional e internacional, tras la adopción en 2007 de la Declaración de las sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas.
Se estima que en el mundo existen 370 millones de indígenas, el cinco por ciento de la población del planeta. Sin embargo, ellos representan el 15 por ciento de quienes viven en los límites de la pobreza.
En los territorios habitados por los pueblos originarios se encuentra el 80 por ciento de la biodiversidad mundial, de la cual son sus custodios naturales.
La marginalidad económica, política, social y cultural a la que están expuestas esas comunidades les impide avanzar con sus propios esfuerzos y precisan del apoyo de los gobiernos y de organismos internacionales•