Artículos

Argentina: "Seguimos consumiendo lo poco que nos queda"


Recibido de María Victoria Eraso, corresponsal de Prensa Indígena.org – 27 de julio.- Rigoberta Menchú sobre el acceso al agua. La premio Nóbel de la Paz brindó una conferencia de prensa en Rosario e instó concientizar a la población sobre el consumo de agua. “Es nuestra decisión que tengamos una mejor calidad de vida o que no la tengamos", aseveró.
 
La premio Nóbel de la Paz (1992) Rigoberta Menchú dijo en Rosario que se sigue consumiendo la poca agua que queda en el mundo, y que para garantizar el derecho humano de acceso a ese fluido vital “hay que hacer un llamado a la población” porque, enfatizó, “es nuestra decisión que tengamos una mejor calidad de vida o que no la tengamos”.
Menchú también se refirió a la situación de los pueblos originarios y dijo que “las situaciones de inhospitalidad que tienen en muchas regiones todavía es un reclamo muy importante”.
“Aquí estamos para concientizar, para llamar la atención, y estamos para visibilizar el problema en muchos lugares”, añadió la también titular de la Fundación Rigoberta Menchú Tum.
La líder aborigen guatemalteca brindó una conferencia de prensa hoy en Rosario junto al titular de la Fundación para la Democracia Internacional (FDI) de esta ciudad, Guillermo Whpei, tras firmar un convenio entre ambas entidades para trabajar en forma conjunta sobre el derecho al agua y la esclavitud moderna.
“Estamos iniciando una agenda de trabajo que nos permita unificar esfuerzos, hacer agenda común en torno a temas que unen a nuestras fundaciones”, explicó sobre el acuerdo.
Menchú trazó un panorama sombrío sobre el acceso al agua de calidad, al señalar que “está siendo escasa en todo el mundo” y agregó que “desde que se firmó el Protocolo de Kioto (sobre cambio climático) se pensaba que habría un giro hacia la defensa y la generación de más agua en el planeta, y más tecnología que nos permitiera sustituir las aguas contaminadas por aguas que nos permitan la vida”.
Sin embargo, subrayó, “esto no se ha hecho, por lo tanto seguimos consumiendo lo poco que nos queda”.
Mencionó “la crisis a nivel mundial que tenemos por el calentamiento global y las dificultades del medio ambiente” así como “la depredación total de la madre naturaleza”.
Para Menchú, “el mundo industrializado justamente lo que genera es todo desechable. Pero lo desecha no necesariamente con un tratamiento tecnológico, sino que sigue contaminando”.
En esa línea indicó que “hay un llamado que hacer a la población, porque en definitiva es nuestra decisión que tenemos una mejor calidad de vida o no la tengamos”.
También involucró a los estados al señalar que es necesario “que las políticas públicas escuchen las sugerencias, las propuestas, no sólo de una institución sino de todos aquellos que trabajan por mejorar estas condiciones”.
La premio Nóbel de la Paz se refirió también a su visita la comunidad Qom “La Primavera”, en Formosa, donde tomó contacto con sus integrantes.
“La obligación de cualquier autoridad en este planeta es conocer cada rincón del territorio que gobierna. Un gobernante tiene que llegar a todos los rincones, hoy hay medios para hacerlo”, dijo Rigoberta Menchú.
“Lo que vimos en esta visita –abundó- es que definitivamente hay tierras, y esas tierras tienen que ser productivas, entonces tiene que propiciársele a la gente experiencia, tecnología, capacitación, estudios de qué tipo de producción les daría una mejor vida”.
Considero “emocionante ver a la gente, saludarlos” y dijo que a partir del convenio firmado con la fundación rosarina “arranca un compromiso para ver cómo podemos enfocar nuestro acompañamiento” a los pueblos originarios.
“Nuestra presencia tiene que ser de acompañamiento, no vamos a sustituir la política pública. Vamos a asesorar, a investigar y convocar la política pública para que enfatice los temas”, concluyó.
http://www.telam.com.ar/notas/201607/156781-rigoberta-menchu-premio-nobel-paz-charla-conferencia-rosario-agua.html
Joomla template by Joomlashine.com